Crónica de un arrebato: “No se juega con la dignidad de la gente”


La odisea comenzó el 4 de septiembre de este año 2020…alrededor de la hora 18 a través de un llamado telefónico me piden que me aísle por ser contacto de un positivo.

Un instante sin saber qué hacer…zozobra…incertidumbre…desazón…pero con la frialdad necesaria para llamar a mi esposo e hijo y comunicarles lo sucedido, a la vez que preguntaba a quien me hablaba, qué hacía con la oficina (mi lugar de trabajo), a lo que respondió que me olvidara porque se harían cargo y habían puesto faja de clausura ¿?…

Al quinto día primer positivo mi hijo, nos aislamos los tres en casa, luego dimos positivo mi marido y yo asintomática.

Controlados diariamente, evolucionábamos bien. el jueves 10 por la noche (siempre las malas noticias las informaron tarde) me llaman para avisar que debían sacar a 10 personas de Alvear, porque el sistema de salud colapsaba y al ser nosotros los primeros de la lista, nos llevarían a General Pico para un mejor control, pudiendo decidir por si o por no. Obvio mi respuesta fue negativa, con total apoyo de la persona que me hablaba.

El viernes 17 (tarde) llama nuevamente esa persona para comunicar que nos llevarían sí o sí pero que nos avisarían cuando ¿?

El sábado, pasada la hora 13 acudo a un golpe en la puerta de entrada y ¡¡¡ oh sorpresa desagradable!!! gran operativo policial frente a nuestra casa…que pasó? pregunté…que hicimos?…qué delito cometimos?…5 minutos para preparar un bolso en el que no supe que poner e irnos tras golpearnos por segunda vez la puerta…pongan lo menos posible que “allá” les darán de todo ¿?

Una semana “encarcelados” sin poder caminar…éramos dos personas…una pequeña habitación con cama de dos plazas…una silla, sin heladera donde poder conservar la “comida” que nos dejaban “tirada em el piso”, sin poder tomar agua fresca…una mesa libro del ancho del plato descartable…eso sí…dos bolsas de consorcio para poder tirar prácticamente todo.

Mañana y tarde una enfermera preguntaba como estábamos…

Llegó el ansiado alta a la hora 11 del viernes 18, hora 12, 13, 14 15 y al no venir a buscarnos llamo a quien nos había informado que nos llevarían a Pico, a lo que respondió que nada tenía que ver porque estaba colaborando ¿?… logramos salir…

Nuestro hijo había sido dado de alta días antes que nosotros, pero al tercer día una enfermera le llama para controlar su estado (no habían registrado su alta) ¿?…

Comienza mi calvario al llegar casa…regresé con el 10% menos de mi peso…estuve una semana sin poder salir de la cama… tremendo stress metabólico y psíquico debido a los días de “encarcelamiento”…mi esposo, pacientemente, logró que comenzara a estabilizarme y poder salir del pozo en que había caído, pase noches sin dormir por temor a no despertar…cuando me vencía el cansancio escuchaba correr por el techo al “grupo”…

Agradezco a mi familia…a Cecilia…a personas anónimas que mediante mensajes alentaron mi recuperación…a mis compañeros de trabajo…a nuestros amigos entrañables…especial agradecimiento a Rubén y a José…

Al Sistema de Salud y al Comité de Crisis le pregunto si “cuidar” es tirar en una habitación a las personas…si “cuidar” es tratar como nos trataron…quien se hace cargo de mi estado emocional? quién se hace cargo de los médicos que me atendieron? quien se hace cargo del laboratorio? quien se hace cargo de la farmacia?

No tuvieron la profesionalidad de preguntarnos si estábamos vivos, les aviso que sí, que una vez más este Ave Fénix logro que su pico encuentre ceniza solida y comenzar a remontar.

Lograré ser la de antes para seguir apostando a la verdad como fui educada y no permitir que nos mientan y rían en la cara…

Basta de inculcar miedo, pretendiendo demostrar el poder que no se tiene…

No se juega con la dignidad de la gente…hay que ser honestos…sinceros…sin engaños…hay que ser gente de bien.

He logrado remontar no para presentar batalla sino para explicarle a la sociedad cómo se puede destruir cuando hay otros intereses que no son la integridad física y mental del ser humano y que cuando se esta al frente de una institución, es para dar ejemplos, no provocar habladurías…

PD: Pruebas a disposición

Alicia Noemi Barbero

DNI: 10.871.442

Ignacio Fernando Ortiz de Urbina

DNI: 7.360.675

Pablo Ortiz de Urbina

DNI: 32.567.909

Avda. Sarmiento 1356

6221 -Int. Alvear-La Pampa


Te puede interesar

Carlos Tejedor: Se descontrolaron los casos de contagios por Covid en Tres Algarrobos

12 resultados de hisopados pendientes dieron positivo, uno por criterio clínico epidemiológico. 21 resultados pendientes …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad